Cómo hacer frente al cáncer de mama

19-OCTUBRE

El cáncer de mama es una realidad dura, el diagnóstico produce un impacto emocional importante en la paciente no sólo por las connotaciones que tiene la palabra cáncer sino también, por todo el desconocimiento que gira alrededor de esta dolencia. Hacer frente al cáncer de mama es una lucha paulatina y gradual, un camino de largo recorrido que conviene afrontar con confianza.

En primer lugar, es fundamental que tengas confianza plena en los médicos, preguntes todas tus dudas para quedarte tranquila y no arrastrar la inquietud que produce la incertidumbre, saber cada paso del proceso médico… Los médicos realizan una gran labor en el ámbito de la salud.

Pero además, también es importante aprender a delegar y asumir que a partir de ese momento, durante una temporada, la paciente necesita del apoyo de la familia y de los amigos. En esa fase puede recoger todo el cariño que ella ha sembrado previamente en forma de amor. Existen mujeres que se exigen mucho a sí mismas pero en una etapa así tienes que asumir que tú eres tu máxima prioridad, tu mejor amiga y ponerte bien es lo más importante.

Haz tuya la máxima del carpe diem, vive el día a día y no pienses en qué puede pasar mañana porque el futuro es imprevisible. Estar en contacto con una asociación de personas afectadas por esta enfermedad es un apoyo a nivel emocional a la hora de contar con un entorno propicio para compartir dudas, contar tu historia, resolver tus preguntas, exteriorizar tus miedos y hablar con total libertad sobre cualquier asunto que venga a tu mente. Pertenecer a una asociación de afectados te hace sentir menos solo.
Existe bibliografía que puede ser de utilidad a la hora de tener información sobre el tema.

El Día Mundial contra el Cáncer de Mama es un buen día para concienciar a nivel social sobre la necesidad de apoyo que tienen todas aquellas personas que han sufrido la enfermedad y para las que lo pueden sufrir en el futuro.