Cómo ser un buen invitado

Happy building

Las relaciones personales forman parte de la vida cotidiana de las personas. Es muy importante tomar conciencia de la necesidad de cultivar las relaciones personales. La verdad es que en la actualidad, en medio de la crisis económica, cada vez tienen más protagonismo los planes en casa porque son mucho más económicos. Por ello, en el caso de que acudas como invitado a casa de un amigo es positivo que tengas en cuenta estos consejos no sólo para causar una buena impresión sino también para cuidar esa relación con cariño.

1. En primer lugar, es un gesto de cortesía llevar algún detalle al evento en gesto de gratitud. Por ejemplo, si te han invitado a cenar, puedes animarte a llevar una botella de vino. Otro gesto que también se valora mucho es que te animes a preparar un postre casero especial para la ocasión. Cocinar para otras personas es un gesto de cariño.

2. Llega puntual a la cita pero no antes de la hora marcada. De hecho, cuando se trata de ir a casa de otra persona puede ser muy positivo llegar cinco minutos tarde, así das más tiempo al anfitrión para que prepare todo con tranquilidad. Igual de importante es no demorar en exceso el regreso a casa.

3. Cuando llegues a casa de otra persona, siéntate en el salón o en la cocina, en función del lugar al que te guíe el anfitrión.

4. Puedes corresponder a la invitación que has recibido con un gesto tan sencillo como el decir al anfitrión que te gusta mucho la decoración de su casa.

5. Si te han invitado a ti a una casa para preparar un plan sé muy respetuoso y no lleves a nadie más ya que el hogar es un espacio de intimidad y de privacidad. En caso de que quieras ir acompañado por tu pareja, puedes hablarlo con el anfitrión para saber sus planes.